Agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al Grupo de Acción Rápida (GAR) de la Guardia Civil, han detenido a un ciudadano marroquí acusado de ser el presunto autor de delitos contra la salud pública, sustracción de vehículo a motor y falsedad documental, después de ser aprehendidos en el interior del vehículo en el que circulaba un total de 15 fardos de hachís que arrojaron un peso aproximado de 150 kilogramos.

La detención se produjo pasadas las seis de la tarde del pasado jueves mientras se practicaba un dispositivo operativo sobre la N-340. Los agentes actuantes dieron el alto al conductor de un Volkswagen Touran para verificar su documentación y realizar su registro superficial, hallando en su interior la droga intervenida.

Al contrastar el número de bastidor y la matrícula del turismo se confirmó que había sido sustraído y denunciado en Torremolinos, Málaga, el pasado 26 de diciembre y que circulaba con placas falsas. También se verificó que el ahora detenido se encontraba irregularmente en territorio nacional.

El detenido, en unión de las diligencias policiales instruidas, serán puestos a disposición de la Autoridad Judicial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here