Miki Ortega cierra el año como mayor anotador y en lo alto de los rankings

146
Foto: Paco Guerrero.

El jugador de Enerdrink UDEA DAM Algeciras, Miki Ortega, acaba el año como máximo anotador de las dos conferencias de la Liga Leb Plata del baloncesto español. Además, es el cuarto más valorado del grupo oeste, el sexto mejor asistente del grupo y el que más faltas recibe de toda la Liga

‘El Mago’ cierra 2020 con 193 puntos, una media de 17,55 puntos en los 11 partidos disputados en su conferencia. Durante las semanas previas, Miki Ortega era el jugador nacional con mayor anotación.

En este ranking le siguen Kevin Buckingham, del lider Juaristi, con 184 puntos (16,73 de media); y Rafael Casanova, de Zamora, con 183 puntos, 16,64 de media. En la conferencia Este el máximo anotador, con 174 puntos (17,4 de media) es Samual Moore, de Lleida; seguido de Ryan Ejim, de Albacete, con 138 puntos (15,33 de media).

Además de esta alta puntuación, en lo que que llevamos de liga, 11 partidos, Miki ha obtenido una valoración de 200, ha recibido 72 faltas y provocado 28; ha dado 27 asistencias; ha robado 19 balones; y ha cogido 31 rebotes, 6 de ellos ofensivos.

En los 193 puntos anotados, 46 han sido tiros de 2 (43,4 % de aciertos); 93 de triples (37,3 % de fectiviad), y 54 tiros libres (72 % anotados).

Miki Ortega se encumbró la pasada temporada como el mejor jugador de Enerdrink UDEA y uno de los cinco mejores de la Leb Plata.

El linense Miki Ortega, que juega tanto de base como escolta, de 29 años y 1,88 de altura, fichó hace dos temporada por el club algecireño, y se ha convertido en una pieza clave del equipo, acaparando las simpatías y el cariño del público. También de los chicos de la cantera, a los que ha visitado en sus entrenamientos durante la temporada. Miki ya ha jugado en Leb Oro (Planasa Navarra), LEB Plata (CB Santurtzi), EBA y equipos europeos como Randers Cimbria de Dinamarca (2012/13) y Spartak Vladivostok de Rusia (2013/14).

En la pasada temporada, Miki Ortega jugó 800 minutos (una media de 35 por partido), y obtuvo 17,5 puntos de media por partido (403 en total), ademas de dar 4,2 asistencias (97 en total), obteniendo una valoración media por partido de 16,6.

Otro aspecto importante de su juego fue el número de faltas recibidas (primero también de toda la liga), 124, así como su alto porcentaje (75%) en tiros libres.

En lo que se refiere a los puntos, obtuvo 337 en 19 partidos de la primera fase (media de 16,9), más 66 en 3 partidos de la fase de ascenso A1, lo que hacen un total de 403 en 22 partidos, una media de 17,5 por partido.